Es un nuevo año y todo un nuevo paradigma, sin reglas, procedimientos, procesos ni directrices. Ahora nosotros las creamos y hemos encontrado que tener tanto poder, posibilidad y potencial en nuestras manos es más que un poquito abrumador. Y tenemos miedo de que no vamos a hacer lo correcto, de que tenemos que pensar y actuar en forma diferente, ser más ‘espirituales’ o incluso ‘santos’ en este lugar ascendido y dejar de ser humanos porque ésa era la fuente de todos nuestros problemas en primer lugar. No es de extrañar que nos sintamos perdidos, y la alegría que esperábamos encontrar en estos momentos ha sido reemplazada por confusión e incertidumbre.

Estamos jugando un nuevo juego y no estamos seguros de las reglas. ¡Eso nos pasó cuando jugábamos el juego ‘humano’ y no queremos repetir esa experiencia! Creo que hemos tenido la expectativa de que una vez que llegáramos al 2012 y a una dimensión superior de ser, se resolverían todos nuestros problemas. Y en cierto modo es así, porque ahora sabemos que tenemos las herramientas, la energía y la información para resolverlos y cómo usarlas. Pero aunque podamos existir energéticamente en una dimensión más elevada, tenemos que traer esa energía a la tierra y utilizarla para crear la nueva realidad aquí. Éste es el proceso de traer el cielo a la tierra.

Las reglas del juego han cambiado porque tenemos una mayor conciencia de que somos poderosos seres divinos, espirituales; el velo del miedo y la separación es tan tenue que casi no existe y estamos conectados como familia humana más que nunca antes. Pero la energía y el poder no nos sirven de nada a menos que los pongamos en práctica, a través de nuestros pensamientos, creencias, palabras y acciones. No hay ninguna varita mágica que el Universo vaya a utilizar para resolver nuestros problemas, sino que va a trabajar a través de nosotros, más rápido que nunca, para manifestar la realidad que elijamos.

Durante la mayor parte de mi vida, yo sentía que cuando repartieron el ‘manual de información para los humanos’ yo decidí faltar a clase ese día, porque pensaba que los demás eran mucho mejores que yo para navegar por la vida. Pero ahora me doy cuenta de que yo estaba tratando de vivir una vida 3D desde una perspectiva superior. Cuando dejé de hacer eso, sentí que mi vida estaba bajo mi control, en lugar de que mi vida me controlara a mí. Puede que mis elecciones y acciones no tengan sentido para los demás, pero eso no es asunto mío. Todos tenemos que darnos cuenta de que el juego ha cambiado y tenemos el control total de las reglas, el resultado, el potencial y la realidad que se desarrolle. Hagan sus propias reglas y luego úsenlas para crear la vida alegre, plena, abundante y exitosa que está esperando por ustedes en este año y más allá.

Copyright (C) 2004-2012 por Jennifer Hoffman y Enlightening Life OmniMedia, Inc. Todos los derechos reservados. Este material está protegido por leyes de derechos de autor de los EE.UU. e internacionales y puede ser distribuido libremente en su totalidad, siempre y cuando se incluya el nombre del autor y la página web Uriel Heals, www.urielheals.com.